Ya se acabo la navidad tampoco era para ponerse asi

Hay a quien le sienta mal la navidad: compromisos forzados, celebraciones sin cuento cuando no hay animo, un poco de obesidad y otros problemas de salud, discusiones en familia, etc.
Por tanto el fin de la navidad es un respiro, una vuelta a la aburrida y tranquila rutina, con tantas tareas pendientes de hacer.
A veces necesitamos llevar la contraria a una sociedad que parece obligarnos a ser unos borregos e ir todos en la misma dirección.
Es normal que desees que acabe la navidad, pero …
¡¡¡ Tampoco es para poner así !!!

Fin de la navidad

Deja un comentario